El cerebro humano es muy inteligente, pero a su vez fácil de engañar. A pesar de nuestra capacidad de diferenciar formas y profundidad con la vista, la posición de los objetos y luces puede llevarnos a error. Honda a trabajado con estos conceptos en su spot publicitario engañando a los telespectadores. El resultado, ¡verlo con vuestros propios ojos!

[youtube id=”UelJZG_bF98″ width=”600″ height=”350″]